martes, 22 de octubre de 2013

El Sendero del Pontífice

“Colocada inicialmente en la parte superior del Arbol de la Vida, la abertura de la he al Cielo de Kether fue el orificio por el que penetró la primera manifestación energética del Ayin Sof, el primer soplo del Creador. Pero una vez iniciada la creación, debía abrirse a la Fuerza del Conservador, que llega al Arbol desde el campo exterior derecho, entre Jokmah y Jesed. Habiendo ocupado un papel tan importante, no se toma a sí misma demasiado en serio en su nuevo cargo; por eso, su asociación con la solemnidad del Pontífice en el Arcano V la hace estallar de vez en cuando en alegres risas”.
Séfer Ha Neshamá (Jaime Villarrubia, Carmen Haut, Dulce Mª Millera)


La letra hebrea que corresponde al sendero es la letra ה He, la quinta letra del alefato hebreo, cuyos significados simbólicos son “apertura”, “espíritu”, “lo femenino”. El Sefer Yetziráh dice de ella: “El hizo a la letra He reinar sobre el habla, y la ciñó una corona, y combinó una con otra, y con ellas formó a Aries en el Universo, el mes de Nissan en el año, el pié derecho en el cuerpo humano y el hígado en el alma, masculina y femenina”. La letra He forma parte del Tetragrama o Nombre Divino יהוה, y aparece dos veces en él, asociándose la primera He a Bináh, la Madre Divina, y la segunda He, que forma parte del Nombre más oculto ( וה ), se asocia a Malkut, y consecuentemente a la Shekináh.


El sendero V une las sefirot de Jokmáh y Jesed, en la parte superior del Pilar Derecho del Arbol de la Vida, y el arcano que le corresponde es El Pontífice o El Papa. El naipe nos muestra al Pontífice con los atributos del Papa católico: el báculo con la cruz de tres niveles recuerda a las 3 Vigas del Arbol de la Vida, mientras que la tiara muestra 4 partes que se corresponden a los 4 Niveles de la Manifestación, que se corresponden a los planos físico, emocional, mental y espiritual. En la mano enguatada lleva una cruz patada, símbolo que adoptarían los caballeros templarios y teutónicos, y que nos sugiere un contenido esotérico en sus enseñanzas. Los dos discípulos que reciben la bendición muestran caracteres complementarios: cada tonsura gira en una dirección, indicando seguramente las dos vías de conocimiento: la llamada “vía seca”, representada por el de la izquierda, es a través del esfuerzo y el estudio de muchos años. La “vía húmeda”, por el contrario, es la de la recepción inmediata, la de la revelación, representada por el discípulo de la izquierda, que “recibe” el conocimiento directamente como muestra el baculo sobre su cabeza, y a éste propósito recordamos que Cábala o Kabbaláh significa “recepción”. 



Con La Sacerdotisa, El Pontífice es el otro arcano religioso del Tarot. Ambos representan el “ánimus” y el “ánima” (Jung enseña que el ánima representa el lado femenino de la psiquis del varón; y el ánimus es la parte masculina de la psiquis femenina.). Aníma es el alma, mientras que ánimo es el estado energético de una persona (recordemos que el sendero V parte de Jokmáh, la sefirá de la energía). Sabemos que religión viene del latín: “re” (reiteración) “ligare” (atar, ligar), lo que vendría a significar “ligar de nuevo” o “volver a ligar”. Esto nos sugiere el significado de volver a unir –al hombre con Dios-, y la reiteración indica que la conexión se ha perdido y es preciso restablecerla. Por otro lado,  pontífice es el “hacedor de puentes” (“pons”: puente, “ifice”: constructor), y sin duda la metáfora es similar a la anterior: construir un puente que una lo de arriba con lo de abajo, el cielo con la tierra, al hombre con Dios. El cómo establecer ese puente, esa conexión, ha llevado a la creación de todas las religiones instituídas, afirmando la necesidad de un “intermediario” en el caso de las religiones exotéricas (exotérico: común, accesible para el vulgo). El sacerdote, el chamán, es el que posibilita la conexión mediante el ritual. Sin embargo, es al significado esotérico (oculto, accesible a los iniciados) al que apunta este arcano de El Pontífice. Y la transmisión del conocimiento es en este caso oral, de maestro a discípulo. Sea cual sea el origen del maestro, la enseñanza es siempre la misma: no es posible conectar con la divinidad desde nuestro ego, desde nuestra mente condicionada de adulto. Jesús lo expresa perfectamente al afirmar que “Si no os volvéis y os hacéis como niños, no entraréis en el reino de los cielos”. Y desde otra tradición tan distante como el vedanta hinduista, se recomienda lo mismo: “Mi gurú me dijo: “Ese niño que incluso ahora tú eres, es tu ser real. Vuelve a ese estado puro, donde el “yo soy” está tranquilo en su pureza, antes de contaminarse con el “yo soy esto” o “yo soy aquello”. Nisargadatta Maharaj (Yo Soy Eso). Un niño ve el mundo directamente, sin prejuicios ni condicionamientos. Es muy curioso y pregunta constantemente, pues todo es nuevo para él. Es espontáneo, no conoce la vergüenza. Es auténtico, no finge. Y ama jugar. Las risas de los niños mientras juegan son el lenguaje más universal, y ciertamente, ellos no necesitan hablar el mismo idioma para comunicarse, porque lo que les une es mucho más que lo que los separa: la alegría de ser. 

El puente que El Pontífice tiende a través del Abismo  pasa por recuperar a nuestro niño interior. Y un niño juega, se divierte. Podemos cultivar en el ocio todo aquello que representan nuestros talentos y que no podemos realizar en el trabajo. Esto nos mantendrá animados, alegres e incluso entusiasmados. Precisamente la etimología de la palabra entusiasmo es iluminadora: en-theós: “sentirse poseído por un dios”. Y ante este “Lila” o juego cósmico del que formamos parte, nos guste o no, lo más inteligente es tomarlo con humor, y reírse hasta (y sobre todo) de la propia sombra.

TIPO DE SENDERO:  De influjo del espíritu sobre la Individualidad.

DIRECCION DEL SENDERO: Ascendente. (Jesed a Jokmáh). La conexión se establece desde abajo, pues lo superior siempre está conectado. El ritual, que no es sino una especie de juego, ayuda a este propósito.

SIGNIFICADOS: Autosatisfacción en la motivación. Lo lúdico. El niño. El juego. La alegría, el ánimo, el entusiasmo. El por qué de las cosas. La risa. La diversión. El placer de vivir. La ilusión.

CORRESPONDENCIAS EN EL SER HUMANO: La mano y el brazo derecho (de frente). Los omóplatos, las cervicales, los oídos (de perfil).

PROBLEMAS SI ESTA BLOQUEADO: Irresponsabilidad. Inmadurez. Excesos y vicios (glotonería, alcoholismo, drogadicción…), a los que se llega cuando falla el ánimo y se siente “vacío”. Tendencia a idealizar y peligro de ser manipulado por “maestros” sin escrúpulos. Decepción, al comprobar que el objeto idealizado no responde a sus expectativas. Desánimo. Ciclotimia (ciclos alternativos de euforia-depresión). En ocasiones se rechaza todo lo que representa este arcano y se tiende a llevar una vida de trabajo excesivo, sin diversión ni alegría.

PROBLEMAS DE SALUD: La ciclotimia puede ser severa y derivar en trastorno bipolar. Achaques e incluso enfermedades graves debidas a los excesos y adicciones. Problemas en la mano, brazo y hombro derecho, en  las cervicales o en los oídos. A veces, falta de desarrollo de los genitales (infantilismo).


En Tiempos Modernos, Charlot planta cara a la deshumanizada sociedad industrial con un arma infalible: la risa. Charlie Chaplin, como muchos otros hombres y mujeres que han sabido subir nuestro ánimo haciéndonos reir, representan lo mejor de este arcano. ¿Quién no recuerda a Woody Allen en Hanna y sus hermanas desistiendo de suicidarse tras entrar en un cine y ver a una película de los Hermanos Marx?


No hay comentarios:

Publicar un comentario